Atrás

Reabiertos los parques de El Muelle y Ferrera tras la comprobación de los daños producidos por el temporal

Reabiertos los parques de El Muelle y Ferrera tras la comprobación de los daños producidos por el temporal

Se mantiene acotada una zona de la rosaleda del parque de El Muelle

Ha sido necesario retirar un total de 7 ejemplares de chopo, tilo, laurel (2 troncos), cercis, catalpa y sauce tortuosa de estos dos parques y del de La Magdalena

Imagen de archivo de labores de mantenimiento en el parque de Ferrera Imagen de archivo de labores de mantenimiento en el parque de Ferrera

A las 14:20 horas de este jueves se ha procedido a la reapertura al público de los parques de El Muelle y Ferrera, cuyo acceso había quedado restringido por motivos de seguridad tras los daños producidos por el temporal de lluvia y viento del pasado fin de semana.

Únicamente el parque de El Muelle mantiene limitada al uso una parte de la rosaleda hasta que la semana que viene la brigada revise varias ramas a gran altura. Está previsto que pueda reabrirse durante la próxima semana.

Tras las pertinentes labores de comprobación por parte del Servicio Municipal de Parques y Jardines se ha efectuado un recuento de 7 ejemplares caídos tanto en estas dos zonas verdes como en el parque de La Magdalena:

  • En el parque de El Muelle el temporal causó la desestabilización tanto de un chopo como de un tilo, que en su caída provocó a su vez daños en un plátano en el que se apoyó, sin llegar a dañarlo de manera significativa.
  • En el parque de Ferrera se retiraron dos troncos de un laurel formado por un conjunto de siete troncos, ubicado en las proximidades de los aseos públicos. Los cinco restantes no sufrieron daños. En su caída, los dos troncos dañaron un cercis cercano. Además, el temporal derribó un cercis ubicado en las proximidades de la salida hacia la calle Galiana, así como una catalpa en el acceso a los juegos infantiles próximos a la calle Rivero.
  • En el parque de La Magdalena se produjo la caída de un sauce tortuosa. El ejemplar quedó tumbado sobre el cierre del IES La Magdalena, sin provocar daños en el mismo ni en los árboles y edificaciones cercanas.
Imprimir